28.9 C
Punta Cana
miércoles, agosto 4, 2021

VER TRANSMISIÓN EN VIVO

Apresados en San Pedro de Macorís desaprensivos qué drogaban a las personas con «burundanga»

Bávaro Punta Cana.- Dos miembros de una supuesta banda que se dedica a drogar a las personas con escopolamina o hioscina, la llamada «burundanga», fueron apresados en la tarde de este miércoles.

Los mismos fueron detenidos por la denuncia interpuesta por Eridania Carolina Valentín Rosario, de 37 años de edad, de profesión maestra, quien reside en el barrio México en San Pedro de Macorís.

En la denuncia la señora específica que estas dos personas abordaron a su sobrina, de 16 años de edad, en el supermercado Zaglul.

Una de estas dos personas tomó la mano de la muchacha y ésta se sintió mareada y con dolor de cabeza, lo que aprovecharon para hacerle preguntas y le ordenaron que vaya a buscar prendas de oro a la casa, dinero o efectivo.

Estos hombres tomaron el número telefónico de la joven y la llamaban preguntando sí les llevaría lo que ellos le ordenaron. 

Al llegar la joven a la casa, los síntomas se le habían pasado y procede a relatarle a sus familiares lo acontecido. Estos se comunican con la policía con los cuales acordaron atrapar a los desaprensivos.

Los presuntos delincuentes fueron identificados como Jimmy Peña y Nerson Móvil.

La burundanga es una droga de tipo alcaloide tropánico que generan ciertas especies vegetales tras realizar su proceso metabólico. Esta sustancia tiene efectos alucinógenos y causa síntomas como sueño, sumisión, hipertensión e incluso en grandes dosis, deficiencias respiratorias y cardiacas.

Ha resultado ser la substancia psicotrópica perfecta para los agresores, pues provoca un automatismo en el cerebro de la víctima causando un estado de sumisión ante cualquier orden. De este modo, algunos delincuentes y agresores sexuales suministran el fármaco a la persona que desean robar, violar o incluso asesinar.

Una vez consumido, la víctima queda totalmente desprotegida.Lo que hace dificultoso detectar esta droga para la víctima es que no sabe ni huele a nada en particular y puede ser suministrada a través de diferentes medios, tales como la comida, la bebida (si se trata de bebidas alcohólicas el efecto depresor aumenta) o incluso por vía inhaladora (por ejemplo, un cigarro o pañuelo contaminado).

La escopolamina resulta ser una de las drogas más peligrosas, no sólo por lo anteriormente expuesto, sino porque si el agresor supera en pocos microgramos la dosis, provocará la muerte de la victima

Comenta las publicaciones con tu cuenta de Facebook
Comenta las publicaciones con tu cuenta de Facebook