Costo de canasta básica sigue aumentando durante el estado de emergencia

    0
    37

    Las medidas del Estado de Emergencia para combatir el Covid-19, empezaron a entrar en vigencia el 17 de marzo y desde ese entonces, hasta el cierre de esta edición, los alimentos de la canasta básica han aumentado sus precios hasta un 50%.

    Los 10 productos que más han aumentado sus precios en lo que va de año son: naranja agria, aguacate, auyama, naranja, pollo fresco, habichuelas rojas, papa, habichuelas negras, ñame y tayota, con subidas que van de 10 % a 50 % en apenas cinco meses.

    Un informe reciente del Banco Central especifica que la variación mensual es de 2.98% en el índice del grupo Alimentos y Bebidas No Alcohólicas que obedece a los aumentos en el costo de adquisición de algunos bienes de alto peso relativo en la canasta familiar como el pollo fresco que tuvo una variación de 13.67%, plátanos verdes con el 7.40%, arroz con una variación de 1.77% y cebollas con el 13.28%.

    Por ejemplo, en el mes de marzo, una libra de pollo fresco procesado tenía un costo promedio de RD$62 pesos en los distintos supermercados del país, ahora tiene un costo de RD$68 pesos. Una libra de salami, costaba RD$94 pesos, hoy día está cerca de los RD$100 pesos.

    En ese sentido, cabe destacar que tanto la habichuela, la tayota, el ñame y la yautía, han tenido un aumento promedio de 16% durante los últimos cuatro meses.

    El arroz, cada 10 libras de ese producto, tenía un precio promedio de RD$300 pesos, hoy día tienen un costo de RD$320 pesos. “Siento que todo ha aumentado y que cada vez me cuesta más hacer las compras”, expresó Mildred Mejía, una madre soltera, quien además agregó que entiende que todo seguirá aumentando a medida que la moneda local siga devaluándose.

    Mejía aún no ha perdido su empleo a pesar de que la pandemia sigue vigente en el país, por lo que aún tiene ingresos constantes para mantener su hogar, pero en contraste a esa situación, está Yulissa Ávila, otra madre soltera que era empleada de una turoperadora y que perdió su empleo a causa del Estado de Emergencia.

    “Tengo suerte de que mis hermanos viven fuera del país, y a veces me envían algo, porque ya mis ahorros están acabados. Son 3 meses que tengo sin trabajar y sigo pagando casa y comida”, explicó Yulissa.

    Comenta las publicaciones con tu cuenta de Facebook

    Dejar respuesta

    Please enter your comment!
    Please enter your name here