23.9 C
Punta Cana
sábado, septiembre 25, 2021

VER TRANSMISIÓN EN VIVO

Joven venezolana ligada a empresario de Higüey cumple prisión preventiva luego de defenderse de una agresión

(Fuente: NDigital, Nuria Piera)

Bávaro Punta Cana.- Mildred Rivas, de 29 años de edad, llegó a República Dominicana desde Venezuela invitada por Orlando Ramírez Medina, capitán del ejército y próspero empresario de Higüey, dedicado a la venta de vehículos, motos e inmuebles.

Luego de que se conocieran por instagram, la joven llega al país el 8 de junio del 2017 junto a un primo, traída por el empresario Orlando Ramírez. Al poco tiempo Mildred pudo traer a su pequeño hijo a vivir con ella. Comenzó a tener una relación amorosa con su benefactor y pudo levantar un negocio propio.

Al tiempo de convivir en pareja, el hombre comenzó a controlarla, no la dejaba salir, ni siquiera podía ir a trabajar. Fue víctima de varias golpizas y amenazas. Hay grabaciones que ella realizó que muestran el maltrato y mensajes de texto, que fueron utilizados como pruebas del trato abusivo que este hombre le daba a la joven.

El día 13 de noviembre del 2019 se llenó de valor y lo denunció.Luego retiró la denuncia tras ser convencida por Orlando Ramírez y volvió a reconciliarse con el hombre.Allí es donde entra una amiga de ella en el cuadro.Ésta se hizo muy amiga de Orlando Ramírez y fue parte decisiva de los hechos que ocurrieron de ahí en adelante.

Rivas asegura que Orlando tramo junto a su ex amiga para someterlo a la justicia, por supuestas amenazas de muerte.Según relata Ramírez, le enviaba mensajes amenazantes desde su celular a la supuesta amiga para luego inculparla.»Él tenía el control de mi teléfono,» mantiene Mildred, «hacía lo que quería con él».

Por estas amenazas estuvo retenida durante 7 días en la Cárcel Preventiva de San Pedro de Macorís.El día 18 de junio del 2020 fue la peor agresión que Orlando Ramírez le propició a Mildred Rivas.

Estando en presencia de una conocida, la tomó de los cabellos, la golpeó en la cabeza ocasionándole heridas que están documentadas y le arrancó varias uñas. En medio de este forcejeo corrió hasta la habitación donde se encerró y no abrió la puerta hasta que su agresor se marchó.

Al otro día fue notificada de que su pareja, presuntamente había sido herido de gravedad y estaba acusada de tentativa de homicidio, violencia de género entre otros. Lo más curioso del asunto es que el hombre fue dado de alta el mismo día en la mañana.

Cuando la llevaron presa no tomaron en cuenta los antecedentes de violencia, ni las heridas y golpes que ella presentaba.Le dictaron 3 meses de prisión preventiva, el 25 de agosto del año pasado, a cumplir en la Cárcel Preventiva de Higüey.

Ella permanece detenida aún habiéndose cumplido el lapso estipulado para la prisión preventiva. El primero de julio tiene una audiencia preliminar, donde la defensa pretende lograr una variación en la medida de coerción y lograr una presentación periódica.

Comenta las publicaciones con tu cuenta de Facebook
Comenta las publicaciones con tu cuenta de Facebook