27.9 C
Punta Cana
domingo, agosto 1, 2021

VER TRANSMISIÓN EN VIVO

Maduro llena de prácticas de santería la celebración de la independencia de Venezuela

Bávaro Punta Cana.- Nicolás Maduro se ha puesto bajo la protección de brujos y santeros caribeños en la celebración del bicentenario de la batalla que selló la independencia de Venezuela.

El pasado jueves 24, en el Campo de Carabobo, centro del país, el líder chavista inauguró un monumento con motivo de la gesta libertaria de Simón Bolívar y convocó la XIX Cumbre de los jefes de Estado del ALBA, los países de la órbita izquierdista de la región, en una ceremonia con rituales esotéricos.

A la cumbre asistieron el presidente de Bolivia, Luis Arce, acompañado del ex presidente Evo Morales, los representantes de Cuba y Nicaragua y de las Islas Saint Vincent y Granada, qué es un paraíso fiscal donde se refugian la fortuna de narcotraficantes.

El mismo día se celebró en el país el «Primer Encuentro Cultista», de los santeros que veneran a María Lionza a la que quieren convertir en patrona del país. El lugar elegido para su realización fue el Estado Carabobo. Mismo sitio donde se celebra la fecha de la independencia, pues allí se encuentran en un mausoleo los restos mortuorios de los próceres de la patria.

En la participación de la celebración de los actos de la independencia, participaron devotos de la santería e iban encabezados por la astróloga Lizbeth Navas.

Lo que podría interpretarse como una presencia protocolaria y un reconocimiento del pluralismo religioso del país, es sin embargo algo diferente. Es un apoyo consciente y explícito de las instituciones públicas de Venezuela a una espiritualidad que tuvo en su anterior gobernante Hugo Chávez, a uno de sus principales defensores y practicantes.

Efectivamente el primer presidente de la denominada República Bolivariana de Venezuela, hizo que la santería se convirtiera de hecho en la religión oficial del gobierno, alcanzando una enorme influencia social y política. Es perentorio que los ministros que ostentan los cargos y los altos oficiales militares viajen a Cuba para iniciarse en la santería,( rito de hacerse santo).

Los sectores católicos y evangélicos del país, que mantiene un estricto toque de queda, han volcado en las redes sociales su preocupación por este evento.

Los católicos ven como una amenaza que María Lionza se ha convertido en la patrona de Venezuela, pues el mensaje con el que culminó el acto de la independencia decía: «Que viva nuestra India Yara.María Lionza patrona de Venezuela».

Por otras parte los evangélicos, conocedores de estas prácticas espiritistas y rechazadas por ellos ya que la Biblia las condena, llamaron a todos sus feligreses a una jornada de oración.»Estamos en una guerra espiritual por la protección de Venezuela. Unámonos en oración en estos momentos contra el odio la mentira y contra las fuerzas de la oscuridad. La sangre de Cristo cubra a toda Venezuela», fue el mensaje que se viralizó en las redes sociales.

También fue altamente reseñado por las redes sociales, que el general Pablo Rodríguez quién fue el coordinador de la ceremonia santera en el Campo de Carabobo se suicidó al siguiente día. Muchos atribuyen esta acción al remordimiento de conciencia que tuvo el general.

Asimismo sucedió un hecho que fue muy documentado en las redes sociales, pues un grupo de militantes del partido del gobierno estaban pintando un mural conmemorativo al sacrificio de Orula, dios de la religión Yoruba, y un carro se deslizó dañando la carpa donde ellos se encontraban. Muchas personas atribuyen estos hechos a castigo divino.

Comenta las publicaciones con tu cuenta de Facebook
Comenta las publicaciones con tu cuenta de Facebook